• Maria F Martinez

Jamás seas producto terminado

Actualizado: feb 23


Ya. Te graduaste y empezaste a trabajar. Se supone que ya no tienes que seguir estudiando. Puedes relajarte pues ya no tendrás más exámenes. Solo que, ahí vienen los grandes: las pruebas y desafíos de la vida. Para estos, mi mejor deseo para ti, es que nunca seas producto terminado y tengas siempre una mentalidad de aprendiz.


Hace más de 10 años, Google inició un plan para desarrollar mejores jefes. En su Project Oxygen, Google analizó a más de 10,000 gerentes en sus evaluaciones, encuestas y nominaciones para premio al mejor gerente. Como resultado, encontraron ocho hábitos de los gerentes altamente efectivos. El principal en esa lista: la mentalidad y valores. Miremos cómo te beneficia esto al momento de hablar en público.


Una persona con mentalidad de crecimiento continuo siempre está trabajando para mejorar y cree que la inteligencia se puede cultivar. Permanece abierta a nuevas ideas, a puntos de vista diferentes. Mantén una mentalidad de curiosidad, con la que puedas ver los desafíos como oportunidades.


Trabaja tu mentalidad: Hay personas que creen que no son buenos para hablar en público, y sufren cada momento de su discurso (desde prepararlo hasta entregarlo). Hablar en público de manera efectiva es una habilidad, y toda habilidad se puede desarrollar. Todo radica en tu mentalidad, tu conexión con la audiencia y en las herramientas que utilices para estructurar y entregar tu presentación.


Trabaja con la mentalidad de tu público: Hay personas que se enfocan en lo que está mal. Durante tu presentación, lee a tu audiencia, nota quién está conectado y quién no. Sin afanarte por el que está cerrado o incrédulo, haz una nota mental de hablar con esa persona, averiguar qué piensa y siente frente a tu tema, y garantiza incluir en tu presentación elementos que influyan positivamente en ella.


Tres mentalidades que procuro siempre llegar conmigo:

Sé curioso: ¿Qué datos vas a utilizar para atrapar la atención de tu audiencia? ¿Qué necesito decir para que esa persona cambie su opinión?

Sé estratégico: ¿En qué contexto vas a dar los datos de tal manera que impacten más y generen acción?

Sé innovador: Un cerebro que ve las mismas diapositivas, se desconecta, se aburre. ¿Cómo las vas a diseñar de manera diferente? (Tip: No tiene nada que ver con los colores y usar 3D, sino con sorprender al cerebro.)


No es que te critiques siempre y nunca estés satisfecho, es que siempre estés mejorando tu conexión con el público, la manera en que mantienes siempre su atención. Encuentra elementos para mover sus emociones, además de retarles mentalmente. Utiliza herramientas de influencia y persuasión para manejar las objeciones y las personas escépticas y re-enfoca tu ansiedad por los resultados.


Tu mentalidad determina tu comportamiento. Pregúntate

  • ¿Cuál es la razón por la que estoy viento esta situación de mi presentación o persona en mi audiencia de esta manera?

  • ¿En qué quiero tener la razón? ¿Cómo sería si pudiera ver esto de otra manera?

  • ¿Cómo es este desafío una oportunidad para mí?

En últimas, si te sientes bloqueado o estancado, toma una pausa, sal a trotar, mueve el cuerpo y genera endorfinas, dopamina y serotinina. Cambiando tu estado interno, retoma tu presentación: la verás con nuevos ojos.



¿Fue útil este artículo? Suscríbete ahora a mi blog ahora para garantizar que no te pierdas de ninguna publicación de ahora en adelante ;-)

¿Qué tema quieres encontrar en este blog? Cuéntame y... ¡Hecho! maria@mariafmartinez.com


#mentalidad #influencia #hablarenpublico


+34671149029

©2020 por Maria F Martinez. Creada con Wix.com